Medios de Comunicación
10 mayo 2017

El centro integral de valorización de residuos de Mataró, gestionado por la UTE TEM participada por Veolia, galardonada por su compromiso con la prevención

El centro ha sido reconocido por sus buenas prácticas en prevención de riesgos laborales en la V Edición de los Premios Asepeyo

El centro integral de valorización de residuos de Mataró ha sido galardonado con el premio en la categoría  ‘Mejor contribución preventiva de la representación de los trabajadores y empresarios’ en la V Edición de los Premios Asepeyo a las mejores prácticas preventivas, convocados por la Mutua a fin de reconocer las empresas asociadas destacadas por sus proyectos en materia de prevención de riesgos laborales.
 
asepeyo
La UTE dedicada a la producción de energía eléctrica a partir del tratamiento de residuos sólidos urbanos ha conseguido esta distinción en materia preventiva por su Trabajo “Educando para trabajar seguros”. La iniciativa se articula alrededor de la educación y posterior modificación de las conductas preventivas de los trabajadores en cuanto a seguridad, con el objetivo de adoptar nuevos hábitos que ayuden a prevenir las lesiones musculares.

La implementación del método se ha realizado con una campaña de concienciación y sensibilización de los empleados mediante actividades formativas para promover  y consolidar la cultura preventiva corporativa. Como acciones proactivas, destacan sesiones de osteopatía y Kinesiotape para prevenir los trastornos musculoequeléticos; la celebración de la Semana de la Seguridad y la planificación de un programa de visitas para detectar posibles deficiencias de seguridad. La implantación de la iniciativa ha permitido a la UTE reducir significativamente la incidencia de los trastornos muculosqueléticos en un 58% y la reducción del coste de absentismo en un 52,87%.

La planta da servicio a 28 municipios de la comarca del Maresme, es decir unos 470.000 habitantes y tiene por objeto el tratamiento de los residuos de los ayuntamientos consorciados. Además, gestiona más de 250.000 t/año e incluye una planta de selección, una planta de compostaje, una planta de metanización y una planta de recuperación energética